Rueda Celta. Calendario Arboreo .

Como la mayoría de las culturas de la antigüedad, los CELTAS, tuvieron su propia visión astrológica. Para su horóscopo, los CELTAS tomaban en cuenta los árboles regentes y las fases lunares correspondientes al día de nacimiento.
Calendario Arbóreo, es la sumatoria de estaciones, equinoccios, solsticios y días consagrados.
Su eje radica en la exclusiva confluencia de estos factores y la observación sobre los árboles como factor de cambio e influencia.
Los druidas vieron en el Calendario Arbóreo no solo lo netamente predictivo, fueron más allá, en búsqueda de una respuesta sobre “el tipo de personalidades” yl os “comportamientos” probables de estas, tanto desde lo positivo como desde lo negativo.
Armaron cual rompecabezas “un patrón del perfil de los individuos”, con el fin de que cada persona obtuviera lo mejor de si, liberara lo negativo y aprovechara sus aspectos positivos. Conociera de sus limitaciones, a través de la energía arbórea y el poder de los dioses concibieron lo que podríamos llamar una GUIA DE VIDA.
A continuación, se detalla, el listado de Árboles regentes y el período en días y meses que abarca su regencia y protección.
Hay que tener presente que para los CELTAS el Año Nuevo comenzaba cada 1 de Noviembre.
Según el día y el mes que naciste, encontrarás tu árbol regente.

Mes lunar: 24 de diciembre / 20 de enero

Nombre galés: Bedwen

El primer árbol de la serie es el abedul, que se reproduce a sí mismo. Es el árbol del comienzo. También se relaciona con la reparación (en Europa se utilizaban ramas de abedul para azotar a los delincuentes o a los locos, y también con fines de exorcismo). Otro uso ritual de las ramas de abedul es el de expulsar a los espíritus del ano viejo.

El abedul es símbolo de la renovación: lo que vuelve a nacer. Esto se debe a que es de todos los árboles del bosque, el primero que echa nuevas hojas.

Fresno silvestre (Luys)

Mes lunar: 21 de enero / 17 de febrero

Nombre galés: Gerdinen

El segundo árbol es el fresno silvestre, llamado el “arbol de la vida”, y esta relacionado con las fuerzas del Más allá. Sus zarzos redondos eran utilizados por los druidas para obligar a los demonios a responder preguntas prohibidas. Es también considerado amuleto contra toda clase de hechizos de las brujas. En Irlanda, antes de una batalla los druidas encendían fogatas de fresno silvestre y pronunciaban conjuros sobre ellas para atraer las fuerzas ocultas en favor de su ejercito. Efectivamente, la antigua vara de los hechiceros, era de fresno silvestre.

Fresno (Luys)

Mes lunar: 18 de febrero / 17 de marzo

Nombre galés: Onnen

El tercer árbol es el fresno. Es el árbol del renacimiento. Simboliza la sanación; existía pues, la costumbre de hacer pasar niños desnudos por las grietas de un fresno para curar fracturas. Y es también el árbol del poder del mar.

Fresno (Fearn)

Mes lunar: 18 de marzo / 14 de abril

Nombre galés: Gwernen

El cuarto árbol es el aliso. Simboliza el poder de preservar de la corrupción. Es también unos de los tres arboles de la resurrección (los otros dos son el ciprés y el álamo blanco). Y principalmente el aliso es el árbol del poder del fuego, que libera y purifica a los demás elementos.

Sauce (Saille)

Mes lunar: 15 de abril / 12 de mayo

Nombre galés: Helygen

El sauce, está relacionado con el poder del sexo y el placer. Es el árbol de encantamiento, en referencia a al éxtasis y al goce. Relacionado íntimamente con la brujería, al punto de que en ingles las palabras “witch” (bruja) y “wicked” (maligno) derivan de “willow” antiguo vocablo para “sauce”).

Espino (Uath)

Mes lunar: 13 de mayo / 9 de junio

Nombre galés: Draenen wen

El espino blanco es conocido como el árbol de mayo, y simboliza el daño. También la castidad forzosa, y por lo tanto la carencia de placer. Sin embargo, curiosamente, la flor del espino tiene para los hombres un fuerte olor de sexualidad femenina, y por eso los turcos utilizan una rama florecida de espino como símbolo erótico.

Roble (Duir)

Mes lunar: 10 de junio / 7 de julio

Nombre galés: Derwen

El roble es universalmente considerado el árbol de la fuerza. El año de los celtas estaba dividido en dos mitades, la segunda de las cuales comenzaba en julio después de una fiesta de siete días en honor del rey del roble. El roble, ademas, es también universalmente un símbolo de la puerta.

Acebo (Tinne)

Mes lunar: 8 de julio / 4 de agosto

Nombre galés: Celinnen

El acebo, que florece en julio, simboliza lo inmortal. Por florecer en el tiempo de la cosecha de cebada (muy importante entre los celtas, que iba del 8 de julio al 4 de agosto) también se lo relaciona con la fertilidad.

Avellano (Coll)

Mes lunar: 5 de agosto / 1 de setiembre

Nombre galés: Collen

En las leyendas célticas el avellano es un símbolo de la sabiduría concentrada. También, por su relación con la gestación de uno de los primeros reyes míticos de lrlanda, Mac CoIl (“Hijo del Avellano”) en una época donde había un sistema matriarcal. Se lo relaciona con el principio de la fuerza femenina.

Vid (Muynn)

Mes lunar: 2 de septiembre / 29 de septiembre

Nombre galés: Gwynwydden

El décimo árbol es la vid. Es el árbol de la alegría y del alborozo, pero también de la ira. El hecho de relacionar estos dos conceptos aparentemente contrarios se explica seguramente por su analogía con los efectos posibles del vino sobre el ánimo del bebedor.

Hiedra (Gort)

Mes lunar: 30 de septiembre / 27 de octubre

Nombre galés: Eyddew

La hiedra está consagrada a la resurrección par su crecimiento en espiral. Se relaciona además con el éxtasis en un sentido metafísico, esto es con los estados alterados de conciencia.

Saúco enano (Pethboc)

Mes lunar: 28 de octubre / 24 de noviembre

El saúco enano, o saúco roseo simboliza la realeza y fue usado también en otras culturas (como la egipcia) para realizar cetros reales. Por ser un árbol con el que se realizaban flechas, simboliza también el destino incontrolable.

Saúco (Nuys)

Mes lunar: 25 de noviembre / 23 de diciembre

Nombre galés: Eyddew

El saúco, ocupando el décimo tercer lugar del alfabeto, es, como podría esperarse, símbolo de lo nefasto, en efecto se dice que fue la madera con la que se crucificó a Cristo. Pero en la tradición celta, la relación más frecuente es la de simbolizar la perdición. En el folklore ingles, quemar ramas de saúco se utilizan para atraer a casa al demonio. Y en Irlanda se cree que las brujas utilizan madera de saúco para fabricar caballos mágicos.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: